Diagnóstico y Venta de Inyectores Diesel Common Rail

Inyección Diesel
Common Rail (CRDi)

El sistema recibe el nombre por el acumulador de alta presión compartido (raíl común) que suministra el combustible a todos los cilindros. En los sistemas de inyección diésel convencionales, es necesario que la presión del combustible se genere de forma individual en cada inyección. Sin embargo, en el sistema Common Rail, la generación y la inyección de presión se realizan por separado, lo que significa que el combustible está siempre disponible y en la presión necesaria para su inyección.

¿Se limpian los inyectores Diésel de sistemas CRDi?

Sabemos que en inyectores de motores gasolina se recomienda una limpieza cada cierto tiempo o cada cierto lapso de kilómetros recorridos, esto con el fin de mantener el rendimiento optimo del motor en relación a consumo y potencia debido en primer lugar a que con el paso del tiempo los inyectores gasolina presentan en su interior y en sus puntas un alto grado de acumulación de depósitos e impurezas, dichos depósitos logran obstaculizar la salida del combustible generando que cuando el inyector abre se entregue menos cantidad, paralelamente a esa menor cantidad el motor genera menos potencia.

Ahora bien, un inyector de gasolina de sistemas comunes trabaja a presiones muy bajas entre los 25 y 60 Psi a diferencia de los inyectores Diesel de sistemas CRDi o Common Rail cuyas presiones de trabajo empiezan entre las 3,000 Psi con el motor al mínimo y según aceleración o demanda pueden llegar a alcanzar las 26,000 Psi.

Estas altas presiones dentro del riel y en lo interno del inyector no permiten que algún tipo de barniz se vaya acumulado en lo interno o en la toberas o puntas de inyección , sin embargo las mínimas tolerancias internas sumado a las altas presiones de operación provocan desgastes en sus componentes y un inyector con desgastes reducirá su rendimiento.

El desgaste que se genera en lo interno de un inyector Diésel de sistemas CRDi o Common Rail no se regenera o recupera con una limpieza por lo cual en la mayoría de casos una simple limpieza no genera ningún beneficio o solución cuando ya existe un desgaste y se presentan síntomas o problemas en el motor como un arranque difícil, un bajón en potencia, un exceso de humo negro o hasta la propia imposibilidad de que el motor encienda.

  • Humo blanco o negro en el escape.
  • Consumo de combustible elevado.
  • Golpeteo en el motor.
  • Falta de potencia.
  • Fallas en arranque con el motor frío.

¿Inyectores con desgaste o sucios?

Como bien anotamos antes es poco, muy poco probable que una limpieza de inyectores Diésel genere la solución a síntomas o problemas propios de un desgaste, por lo general la comprobación de uno o todos los inyectores Diésel en sistemas de Riel común termina con la indicación que el inyector debe ser reconstruido.

No existe posibilidad de reparar un inyector diésel utilizando sus mismas partes, de hecho, sabemos con la experiencia que tenemos en taller que una gran cantidad de inyectores Common Rail tienen algún grado importante de desgaste por encima de los 150 mil kilómetros mismos kilómetros en los cuales también se ve algún deterioro del turbocompresor.

Este dato es importante tenerlo en cuenta o valorarlo si por alguna necesidad debemos comprar un vehículo de motor Diésel con sistema CRDi con turbo, es muy posible que si el vehículo posee mas de 200 mil kilómetros estemos comprando a la misma vez un numero de la rifa para una reparación o reemplazo de los cuatro inyectores con bomba de alta presión o bien una reparación o cambio del turbocompresor.

Mantenimiento Preventivo

Es importante mencionar que ante falta de potencia o bien el deseo de practicar algún procedimiento preventivo en mantenimiento podemos optar por hacer el reemplazo de los filtros de combustible de forma periódica con elementos de alta calidad como se encuentran el los repuestos originales, no digo que todos los genéricos sean malos pero ante el cuido de 4 inyectores y bomba de alta presión optaría por un repuesto original.

Ademas de eso es importante tener presente que la entrada o alimentación de aire al motor Diésel es fundamental, si hablamos de mantenimiento preventivo el filtro de aire es de esos componentes de reemplazo obligatorio.

Es de suma importancia rellenar el tanque con combustible de alta calidad y lo mas limpio posible de impurezas y agua, el agua en el combustible es de los peores enemigos para los sistemas Diésel CRDi o de Riel Común por lo cual debemos estar muy atentos en que expendedora de combustible compramos. Esto es algo difícil de valorar pues es complejo saber a ciencia cierta si los tanques del expendedor tienen fisuras o están mal sellados y permitan el ingreso de impurezas y agua que al final llegara al deposito de combustible de nuestros automóviles, pero no esta demás preguntar u observar perfiles en redes sociales y valoraciones e indagar si ha existido quejas por parte de usuarios.

¿Porqué elegirnos?

Nuestro accionar se basa en estrictos lineamientos éticos, orientados a garantizar trabajos de calidad, transmitiendo a nuestros clientes la tranquilidad y confianza que su vehículo estará en las mejores manos. Estos lineamientos contemplan lo siguiente:

  • Sólo realizamos los trabajos que su auto necesita.
  • Nunca inventaremos una falla inexistente.
  • Reemplazamos sólo los repuestos necesarios por pauta de mantenimiento o inspección técnica.
  • Buscamos los mejores repuestos al menor costo posible.
  • Garantizamos todos nuestros trabajos.
  • Cobramos el valor justo en función del trabajo realizado.
  • Transparentamos nuestro trabajo, que puede ser observado vía cámaras web.

productos relacionados